Posts etiquetados ‘Carlitos La Mona Jimenez’


Bam Bam MirandaPor Sol Aguirre| saguirre@redaccion351.com

Foto: Captura Web

Casado con la libertad

“La música es el único arte imprescindible”, afirmó Bam Bam en una entrevista. La frase se podría tomar como estribillo de la vida de este percusionista, peruano de raíz y cordobés por adopción. Bam Bam confesó: “Yo estoy casado con mi tambor”. La música fue una “esposa” que, contrariando al término, le dió libertad. Esa entrega pasional cobijó sus días cuando desafió el encierro de la cárcel entre la salsa y el folclore afro-peruano. Al revivir esa época, su voz áspera representaba la fortaleza que lo hizo esquivo a las rejas:

“Hice de mi celda un paraíso”.

Se definía a sí mismo como un “tambor- dependiente” que caía en la enfermedad si no tocaba. Hay un relato donde Galeano rescata esta idea de que la música salva. El escritor recrea la anécdota de un curandero. El hombre, ante una enferma que ya tenía la mirada sin luz, medita largo rato. Después llama a la familia, diagnostica que la niña tiene “el alma toda desparramada” y afirma que la única solución es “música para rejuntarselá”.

Bam- Bam se rejuntó el alma en la música y con la música. En la selva del amazonas peruano, en Nueva York o en Córdoba Capital, el percusionista, compositor y luthier compartió esa receta con colegas que estaban en su misma búsqueda o con bailarines que le ponían el cuerpo a sus sonidos. Rotulado  como “un obrero de la música”, cerca del cuero de los tambores, sus manos encontraron calor hasta el último día.

Seguí leyendo esta nota, con un audio y video donde se registran las palabras de Bam Bam durante su último show. Allí expresó la gratitud que sentía con Perú y Córdoba. Habló del acervo cultural que heredamos con nuestros orígenes, de la necesidad de evolución y de la felicidad que sentía. Despertó risas con sus sentido del humor y se despidió haciendo sonar sus tambores.

 La nota completa, acá: http://redaccion351.com/cultura/bam-bam-miranda-el-rejuntador-de-almas/

 

 

Anuncios